Salsa de pimientos rojos ¡Una receta deliciosa en pocos minutos!

Comparte este artículo

La salsa de pimientos rojos es ideal para acompañar con otras preparaciones.  Aprende cada uno de los pasos para realizar una rica salsa de pimientos rojos, es considerada ¡Una receta deliciosa en pocos Minutos!

salsa-de-pimientos-rojos2

Salsa de Pimientos rojos

Los pimientos rojos es uno de los vegetales base para cualquier sofrito, salsa roja o incluso utilizándolos como ingrediente protagonista rellenándolos con otros vegetales o proteínas.

Son fáciles de conseguir y muy económicos. Además que aportan mucho sabor, color y nutrientes a nuestra preparación. Existen pimientos rojos, verdes, amarillos, anaranjados e incluso mixtos.

Los pimientos rojos contienen altos niveles de vitamina C lo que nos ayuda a reforzar nuestro sistema inmunológico. También en ellos podemos encontrar vitamina B6 y magnesio, nos ayudan a absorber el hierro, a disminuir la ansiedad y el insomnio.

Lo maravilloso de tener una buena salsa de pimientos rojos es que la podemos utilizar para una salsa para pasta, la base para una pizza, para realzar el sabor de alguna carne o con unas papas.

Incluso podríamos picar rodajas de pan, tostarlas un poco en un sartén caliente con un poco de mantequilla y dejar que nuestros invitados la mezclen con la salsa de pimientos rojos.

Te recomiendo que esta salsa la incluyas a las albóndigas en salsa que encontrarás en el enlace, súper fáciles de hacer y con un gran sabor.

En fin son muchísimas las formas en las que podemos utilizar nuestra salsa de pimientos rojos. Por eso no dejes de preparar esta receta tan versátil.

Receta salsa de pimientos

Lo mejor de esta salsa es que podemos hacer gran cantidad y reservar en un envase hermético de vidrio dentro de la nevera por dos semanas aproximadamente.

salsa-de-pimientos-rojos3

Por eso sin más preámbulos comencemos con los ingredientes y preparación de esta salsa.

Ingredientes

  • 4 pimientos rojos medianos
  • 1 cebolla blanca mediana
  • 1 cabeza de ajo
  • 4 hojas de laurel
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • ¼ vino tinto dulce
  • 1 cdta de orégano en polvo
  • 1 cdta de pimienta negra en polvo
  • 3 cdtas de sal

Preparación

Lo primero que haremos es pelar y picar finamente la cebolla, al igual que con los dientes de ajo. También tomaremos los pimientos rojos, los lavaremos y retiraremos muy bien las semillas y la vena blanca que estos traen. Al igual que las cebollas y el ajo, lo picaremos finamente en julianas.

Tomaremos una olla y la pondremos en fuego medio junto con el aceite de oliva. Una vez que ambos se encuentren calientes, agregaremos la cebolla y el ajo. Sofreiremos hasta ver que la cebolla se transparenta.

Cuando la cebolla y el ajo se encuentran bien sofreídos, agregaremos los pimientos. Con un cucharon de madera, revolveremos hasta que estos se ablanden.

Una vez blando el pimentón rojo, con mucho cuidado, colocaremos dentro de la licuadora el pimentón, la cebolla y el ajo, junto con el aceite de oliva. Licuar hasta que se forme una pasta.

Nuevamente llevaremos a fuego pero esta vez a fuego bajo. Agregaremos el vino tinto, el orégano, la sal, pimienta y las hojas de laurel rompiéndolas un poco para que aromaticen bien la preparación.

La sazón de la salsa es a gusto de cada persona. Si consideras que debes agregarle más sal u otro condimento, hazlo. Solo ten en consideración que la utilizaremos para complementar otras preparaciones, que ya cuentan con su sabor característico.

Añadimos a nuestro envase de vidrio y dejamos enfriar antes de guardar o usar inmediatamente después de su preparación.

(Visited 22 times, 1 visits today)

Deja un comentario